CÓMO estar al día de los próximos cómos

CÓMO dejar de fumar

Geoffrey Molloy / 180 asistentes
Geoffrey Molloy

 

“Los fumadores no tienen fuerza de voluntad: ¡¡Menudo mito!!”

 

Contenido de la charla

Ayer aprendimos con Geoffrey Molloy a “CÓMO dejar de dejar de fumar”

Todo ronda alrededor del cigarrillo. Los tenemos clasificados en especiales, en automáticos, en misteriosos… Todos ellos son fumados en momentos en los que la vida sin el cigarrillo se torna distinta.

La cosa es que cuantos más impedimentos nos ponen para fumar, más atractivos nos resultan los cigarrillos

Y la mayor excusa a la que nos agarramos es que no tenemos fuerza de voluntad. Esto es una falacia. Somos capaces de pasar un frio glacial a las dos de la mañana para conseguir una cajetilla en una gasolinera… o dejar la conversación de nuestra vida, para salir a la calle a fumar, o fumar uno detrás de otro aunque nos estemos muriendo de la tos.

La única fuerza de voluntad que existe es aquella que resulta del proceso de aprendizaje.

Al principio todas las adicciones son divertidas y llamativas. Nos ponemos excusas varias. Aislamiento, momentos de estrés, relax, el cigarrito social, tener algo en la mano… etc.

Pero cuando estudiamos todas estas excusas, vemos que no son más que ilusiones. La verdad es que fumamos para aliviar el mono del mismo cigarrillo.

Todo depende de la percepción con que mires y te escuches el porqué de tu adicción.

De pronto, te darás cuenta que no tienes un porqué. Que fumas por miedo.

Miedo a seguir por un lado, ya que sabes que te estás matando poco a poco, que te cuesta un dineral, y que pareces el apestado del grupo…

Y por otro miedo a dejarlo, pues crees que no eres capaz de superar el trauma de dejarlo para siempre, miedo al mono físico, a engordar, a cambiar de humor etc…

Estos miedos no son más que fantasmas. El mono físico tarda 24 horas en pasarse. Y el resto de miedos los provoca el mismo cigarrillo.

Las ventajas son claras. Te sentirás libre. Serás capaz de cambiar un hábito que te esclaviza y te resta personalidad, y … lo más importante, si eres capaz de dejarlo, es que…

¡¡¡Ya no habrá cambio que se te resista!!!

 

 

 

 

FOTOS DE LA CHARLA: